La vuelta del estado ¿bobo?

Por Emiliano Delucchi

El estado actual del mundo puede estar generando un quiebre de cara al futuro. Cierre de fronteras, cuarentenas obligatorias, parate total del turismo y el flujo de personas en general, caída estrepitosa de todas y cada una de las bolsas a nivel global, constituye una casi suspensión de los pilares teóricos del neoliberalismo.

Ante la incertidumbre, el humor social permitió que los líderes mundiales tomasen medidas inadmisibles pocos días atrás. EEUU anunció atención médica a personas sin cobertura (lo que históricamente ha sido calificado en ese país como una medida comunista), Angela Merkel anunció un paquete fiscal de 16 puntos del PBI, Boris Johnson hizo lo propio en Inglaterra y Emmanuel Macron, esperanza blanca del neoliberalismo europeo, resaltó de manera contundente al rol del estado, anunció un paquete de medidas por 300 mil millones de euros, que incluyen postergación en pago de impuestos suspensión de alquileres y congelamiento de préstamos bancarios. 

 

pxq

Por otra parte el Estado Chino también salió airoso de la situación, haciendo gala de su poder económico (incluso ahora ayuda a otros países) pero también de su alta capacidad de control poblacional. Por lo tanto, más allá del plano económico, la eficiencia del Estado como controlador monopólico de la fuerza pública también cobra relevancia.

En el plano nacional, el gobierno anunció un paquete de medidas por 350 mil millones de pesos, que incluyen aumento de jubilaciones, AUH y estímulos a las empresas. La cifra total representa más de 5 mil millones de dólares, cerca de 2 puntos del PBI. Algo parecido está haciendo Brasil, y probablemente se replique en la mayoría de los países de la región.

Ahora bien, ¿qué sucederá cuando la situación de crisis termine? Necesariamente, alguien tendrá que pagar el costo de semejante gasto a nivel global. Empresas como las aerolíneas ya han solicitado a los estados ayuda económica e incluso estatizaciones. El típico comportamiento del capitalismo parasitario, que sostiene que las ganancias son privadas e inalienables mientras que las pérdidas son públicas y estatizables.

La crisis que el mundo está viviendo puede servir para dejar en evidencia que el cuento liberal del estado ineficiente e inútil que se ha intentado vender durante años carece de fundamento. El sistema de salud alemán, con fuerte presencia estatal, ha mostrado una capacidad muy superior a los desguazados sistemas de Italia y España. La cantidad de muertos en tierras de Angela Merkel es de 0,2%, mientras que en España se eleva a 5% y en Italia alcanza un alarmante 8,5%. La explicación de estas diferencias no es el tema central de este artículo, pero debería tenerse en cuenta que mientras Alemania cuenta con más de 8 camas hospitalarias cada 1000 habitantes, España e Italia solo con 3.

Si el grueso de la población de los países afectados logra percatarse de este tipo de situaciones, los estados tendrán mayor capacidad de acción para disciplinar al capital concentrado, las oligarquías locales, los bancos y las grandes fortunas, para que sean quienes afronten principalmente el costo de la crisis. Estos sectores, que vienen ganando terreno desde la década del 70, han conformado una gran diversidad de usinas de pensamiento encargadas de masificar un cuerpo de ideas que si bien han calado en el sentido común, podrían ahora comenzar a perder legitimidad.

De esta manera, ya no estaríamos hablando de un estado bobo (como se intenta imponer desde el poder económico), que simplemente tiene como misión absorber las grandes deudas privadas para que luego sean costeadas por el conjunto de la población. La situación constituye una oportunidad histórica para recuperar un Estado no solo gestionador de crisis, sino eficiente, con capacidad política y económica, ordenador de la economía e impulsor de proyectos de planificación y desarrollo a mediano y largo plazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s